Hacete socio para acceder a este contenido

Para continuar, hacete socio de Caras y Caretas. Si ya formas parte de la comunidad, inicia sesión.

ASOCIARME
Internacionales |

Mariúpol, a punto de caer por completo en control de las fuerzas rusas

La ciudad portuaria, ubicada a orillas del Mar de Azov, está bajo asedio de las fuerzas rusas casi desde el comienzo de la guerra. Los últimos soldados que oponen resistencia a la ofensiva rusa, se concentran en la planta metalúrgica de Azovstal, que data de la época soviética.

Suscribite

Caras y Caretas Diario

En tu email todos los días

Las tropas rusas agudizaron este miércoles su ofensiva sobre la ciudad portuaria de Mariúpol, situada a orillas del Mar de Azov, en la disputada región del Donbass, la cual se encuentra asediada casi desde el comienzo de la incursión militar de Rusia en Ucrania.

Hacerse con el control de la ciudad es crucial en la ofensiva que Rusia comenzó esta semana, en el marco de la segunda etapa de su “operación militar especial”, centrada en la región del Donbass, donde se encuentran las autoproclamas repúblicas de Donestk y Lugansk.

Actualmente, el último reducto de soldados ucranianos que oponen resistencia a la ofensiva rusa en la ciudad, está concentrado en la planta metalúrgica de Azovstal, que data del período soviético.

«Vivimos tal vez nuestros últimos días”

Según consiga el portal alemán Deutsche Welle, en esta jornada un comandante ucraniano que combate en el último bastión de Mariúpol publicó en su cuenta de Facebook que los soldados allí viven “tal vez” sus “últimos días, si no horas”.

Serguiy Volyna, de la 36º Brigada Marina del ejército ucraniano, aseguró además que las tropas rusas los superan en proporción de “diez a uno” y que cuentan con «ventaja aérea, de artillería, fuerzas terrestres, equipo y tanques».

Ante la inminente toma de la fábrica que ocupan por parte del ejército ruso, Volyna rogó a la comunidad internacional implementar un “procedimiento de extracción”.

“Llamamos e imploramos a todos los líderes mundiales que nos ayuden. Les pedimos usar el procedimiento de extracción y llevarnos al territorio de un tercer país”, escribió.

En tanto, Rusia dio este miércoles otro ultimátum a las fuerzas ucranianas que defienden la fábrica de Azovstal, tal como lo había hecho ya el martes, sin éxito. Ese día, las fuerzas rusas concedieron dos horas para que los defensores depusieran las armas y se entregaran. Sin embargo, ninguno lo hizo.

“A pesar de la irresponsabilidad completa de los funcionarios del régimen de Kiev, para salvar a su personal militar, las Fuerzas Armadas de Rusia, guiadas por principios puramente humanos, otra vez ofrecen a los militantes de batallones nacionalistas y mercenarios detener el combate y deponer las armas a las 14 hora local”, manifestó este miércoles Mijaíl Mizíntsev, jefe del Centro de Control de Defensa Nacional.

Nuevo corredor humanitario

En medio de las hostilidades y una “catastrófica situación humanitaria” en Mariúpol, Ucrania anunció este miércoles que se llegó a un acuerdo con Rusia para abrir un nuevo corredor humanitario, por el cual se tratará de evacuar a unos 6 mil civiles de la ciudad portuaria.

La viceprimera ministra de Ucrania, Iryna Vereshchuk, indicó a través de Telegram que “dada la catastrófica situación humanitaria”, el gobierno centraría sus esfuerzos en evacuar a esas personas.

Según informó el portal Ukrinform, en base a fuentes de la alcaldía, se estima que sea posible transportar a unas 6 mil personas mediante el arribo de 90 autobuses a Mariúpol, que partirán posteriormente a la ciudad de Zaporiyia.

Se calcula que actualmente unos 100 mil civiles se encuentran todavía en la ciudad sitiada, que antes de la guerra era habitada por medio millón de personas.

Dejá tu comentario

Forma parte de los que luchamos por la libertad de información.

Hacete socio de Caras y Caretas y ayudanos a seguir mostrando lo que nadie te muestra.

HACETE SOCIO