El ministerio y todos los prestadores de salud están trabajando en las condiciones de seguridad para que el intercambio de usuarios se haga con consentimiento libre, “que el paciente pueda elegir alejado de factores económicos que estimulen su afiliación para determinado prestador”, indicó Basso.

“Cuando hay irregularidades en las afiliaciones se hacen las denuncias penales”, recordó el ministro. “Esperemos que esa situación disminuya fuertemente, pero el riesgo puede existir”, subrayó.