Hacete socio para acceder a este contenido

Para continuar, hacete socio de Caras y Caretas. Si ya formas parte de la comunidad, inicia sesión.

ASOCIARME

La risa, remedio infalible

Reír en tiempos difíciles

Ante una situación difícil el humor puede tener un efecto altamente positivo.

Suscribite

Caras y Caretas Diario

En tu email todos los días

La risa es beneficiosa para la salud y sobran comprobaciones. El efecto desestresante que puede percibirse después de una carcajada es capaz de ser experimentado inmediatamente por nuestro cuerpo y mente. El pulso de acelera, se produce un aumento de la presión arterial, y las hormonas que producen el estrés como el cortisol descienden. La risa produce un movimiento a nivel de diafragma que aumenta el movimiento de aire en los pulmones al doble, los que se evidencia en el cuerpo inclusive en el corazón, órgano que se beneficia notablemente descendiendo el nivel de riesgos coronarios. El estrés es negativo para el sistema cardiovascular provocando también trastornos en el sistema inmunológico afectando especialmente las plaquetas. La frecuencia cardíaca se acelera, así como la presión arterial aumentando la necesidad de oxigenación. Aquellos que están alejados de factores de estrés carecen de riesgos puesto que la risa contrapone la negatividad que supone la exposición a todo lo que nos daña, especialmente por el ritmo de vida al que estamos expuestos actualmente. La risa también logra tonificar los músculos del rostro ya que para reír se utilizan entre 4 y 22 músculos faciales. Ante una situación difícil el humor puede tener un efecto altamente positivo que ayude a enfrentar lo negativo. La capacidad de reírnos de nosotros mismos tiene que ver con la salud mental que tenemos alrededor de lo que consiste el objeto del chiste. Reírnos de nuestras equivocaciones tiene relación con un sentido del ridículo no exagerado. Aquellos que tienen un rígido sentido del humor pueden sentirse muy mal cuando cometen errores y evidencian dificultades para hacer chistes. El sentido del humor se utiliza en el personal de salud que se encuentra más expuesto a situaciones con altos niveles de estrés. Según un estudio de la Universidad de Manitoba (Canadà) el humor puede ser usado para enfrentar o tomar distancia de situaciones que suponen complicaciones importantes. También es una forma de conectar con compañeros por favorecer el sentido de comunidad, reduce la tensión cuando las cosas no funcionan del modo que esperamos, ayuda a expresar frustración en Cuidados Paliativos, mejora la conexión con los pacientes haciéndolos sentir que se los trata de forma individual reduciendo la ansiedad en aquellos enfermos que por ejemplo necesitan ayuda para poder ir al baño lo que en ocasiones produce tensión y vergüenza. Hay quienes piensan que el humor no tiene importancia ninguna y que en los hospitales reduce la profesionalidad pero este estudio realizado en Canadá demostró exactamente lo contrario. Agregado a la compasión y las cualidades científicas el humor humaniza notablemente el cuidado de la salud  por lo que pasarlo por alto tiene efectos negativos.

Dejá tu comentario

Forma parte de los que luchamos por la libertad de información.

Hacete socio de Caras y Caretas y ayudanos a seguir mostrando lo que nadie te muestra.

HACETE SOCIO