Hacete socio para acceder a este contenido

Para continuar, hacete socio de Caras y Caretas. Si ya formas parte de la comunidad, inicia sesión.

ASOCIARME

Donaron el «Chico Carlo» original a la Biblioteca Nacional

Los documentos formarán parte del Archivo Literario de la BNU, que se encargará de su custodia, conservación e investigación.

Suscribite

Caras y Caretas Diario

En tu email todos los días

La Biblioteca Nacional de Uruguay (BNU) recibió los manuscritos originales de «Chico Carlo», la famosa obra de la escritora Juana de Ibarbourou. Los donaron Aníbal y Cecilia Álvarez.

Los documentos formarán parte del Archivo Literario de la BNU, que se encargará de su custodia, conservación e investigación.

bnu

Foto: BNU.

Chico Carlo

Chico Carlo es una obra que relata y revive la infancia de la escritora uruguaya Juana de Ibarbourou. Se trata de un libro publicado en 1944 por Editorial Kapelusz de Buenos Aires, compuesto de diecisiete cuentos, donde la autora rememora su niñez y los primeros años de su adolescencia.

En este libro la escritora relata sus aventuras con Chico Carlo pero también el recuerdo de su Melo natal, los paisajes, la gastronomía, la familia, y algunos detalles del diario vivir de la época que marcarían para siempre su personalidad

«¡Chico Carlo! Fue mi compañero de toda la infancia, mi doble con pantalones, y la agilidad a veces maligna de un gato montés. No sé por dónde, ni adónde, se lo llevó la vida».

Archivo literario de la BNU

La Biblioteca Nacional conserva y custodia la memoria escrita de la sociedad, patrimonio de Uruguay. Le corresponde la tarea de investigar y divulgar el valor de su acervo. El Departamento de Investigaciones y Archivo Literario existe para ello.

Fue creado en 1965 y asumió las funciones que la ley había atribuido en 1948 al Instituto Nacional de Investigaciones y Archivo Literario (INIAL)

El Departamento de Investigaciones y Archivo Documental Literario, tal era su nombre al inicio, heredó el acervo y el trabajo del INIAL, las colecciones de Julio Herrera y Reissig, Eduardo Acevedo Díaz, Horacio Quiroga, Florencio Sánchez, Francisco Acuña de Figueroa, Javier de Viana, Delmira Agustini, Juan Zorrilla de San Martín, Juana de Ibarbourou, entre otros.

Custodiaba en sus orígenes 15 colecciones pertenecientes a autores de la generación del Novecientos y ha llegado, entre colecciones y misceláneas, a 143, número que convierte en excepcional al fondo de la institución.

Dejá tu comentario

Forma parte de los que luchamos por la libertad de información.

Hacete socio de Caras y Caretas y ayudanos a seguir mostrando lo que nadie te muestra.

HACETE SOCIO