Hacete socio para acceder a este contenido

Para continuar, hacete socio de Caras y Caretas. Si ya formas parte de la comunidad, inicia sesión.

ASOCIARME
Política Mastropierro | informante | Sebastián Alberti Rossi

Cuando era informante de Taroco

Mastropierro aportó datos sobre "corrupta" fuga de cuñado de Marset

Fuga de Sebastián Alberti Rossi de cárcel de Juan Soler fue en acto de “corrupción” de funcionarios del INR, y fue financiada por Marset, según Mastropierro.

Suscribite

Caras y Caretas Diario

En tu email todos los días

Jonathan Mastropierro, una de las víctimas en la cuasa de explotación sexual de adolescentes por la que fue imputado el exsenador nacionalista Gustavo Penadés, era informante de Carlos Taroco, exdirector del Comcar y de la Oficina de Inteligencia Táctica del Instituto Nacional de Rehabilitación (INR), condenado por montar una investigación paralela para obtener información sobre las víctimas del caso.

Era informante de la oficina de inteligencia liderada por Carlos Taroco

En un flujograma que había elaborado para dicha operación, Taroco tenía el nombre de algunas de las víctimas a las que estaba investigando, entre ellos Mastropierro y Romina Celeste Papasso, hoy en prisión preventiva por organizar una denuncia penal falsa contra el precandidato frenteamplista Yamandú Orsi. Según publicó Denisse Legrand en la diaria, anteriormente a estos hechos Mastropierro era informante de Taroco en la Oficina de Inteligencia Táctica. Algo que confirmó el propio Mastropierro un acta de declaración de mayo de 2021, cuando Mastropierro estaba preso, por varias estafas y por falsificación de certificados, en la Unidad 10 -Cárcel de Juan Soler- de San José.

Mastropierro habría aceptado colaborar con esta oficina de manera “voluntaria” y “para colaborar con información que pueda llegar a ser relevante para terminar con la corrupción en lo que me queda de pena ”, manifestó en la declaración que fue suscrita por el informante y por Taroco como receptor.

En este centro penitenciario, aseveró haber sido “víctima de más de una estafa” y que allí “suceden hechos que pueden configurar un delito”. “Dentro de la unidad hay venta de teléfonos, sustancias, alimentos, entre otros objetos prohibidos, lo que involucra a presos y funcionarios”, dijo el informante sobre la corrupción dentro de la unidad que era tal que hasta "se vendían las comisiones (oportunidades) laborales”, aseguró.

Puntualmente, Mastropierro aportó datos sobre varios funcionarios del INR que "obtenían dinero por vender celulares, drogas y alimentos".

La "corrupción" detrás de la fuga del cuñado de Marset

Según informó Legrand, Mastropierro también aportó datos sobre la fuga de Sebastián Alberti Rossi (cuñado del narcotraficante prófugo Sebastián Marset) que se escapó el sábado 3 de abril de 2021 de la cárcel de Juan Soler, cunado salió a tirar la basura.

“Salió con custodia, una moto pasó, se subió y salió disparando. La custodia no lo pudo seguir”, comentó en aquel momento el director del Instituto Nacional de Rehabilitación (INR), Luis Mendoza. Por este caso, cinco policías fueron sumariados en enero de este año.

El informante dijo que Alberti Rossi “pagó para que la fuga fuera exitosa”, y para lograr el cometido "tuvo que hacerse con beneficios que no le correspondían". Según dijo Mastropierro, “para llegar a esa comisión abonó a la psicóloga de la unidad la suma aproximada de 40 mil pesos”. “Esta funcionaria vende comisiones dentro de la unidad a diferentes precios dependiendo de la situación económica de la persona privada de libertad”, explicó. En este caso, le cobró 50 mil pesos por obtener una comisión de “lavadero”.

El plan de escape de Sebastián Alberti Rossi a Brasil

Mastropierro aseveró que el plan de escape se organizó por intermedio de la madre de un convicto con el que Alberti Rossi compartía celda. Denució que en esa cárcel la mujer “tiene beneficios que le permiten generar ingresos corrompiendo el normal funcionamiento” de la cárcel.

La mujer “organizó al detalle” la fuga “para que se concrete”, "gestionó la salida de la novia de Alberti Rossi del país, coordinó a un tercero para que en una moto lo esperara en la puerta de la unidad”, señaló Mastropierro. A cambio, la mujer “cobró un dinero” cuya suma aseguró “fue de importancia” y fue cubierta por “la familia del fugado”, es decir, el clan Marset, con quien manifestó mantener un “vínculo estrecho”.

Mastropierro sotuvo que “el día de la fuga estaba todo coordinado”. La mujer había conseguido la cédula de otra persona para que Alberti Rossi pueda cruzar la frontera en Rivera. Ya en Brasil, el cuñado de Marset se alojó junto a su novia en la ciudad de Bagé (Rio Grande do Sul).

Luego de la fuga, Alberti Rossi recibió giros a través de Western Union y “mantuvo contacto” con privados de libertad que seguían presos en Juan Soler "jactándose” de su fuga e indicó que el plan de Alberti Rossi era permanecer fugado hasta que su delito prescribiera, aseguró.

En octubre de 2023, dos meses después de la fuga de Sebasatián Marset y su familia de Santa Cruz (Bolivia), "el Colo", como lo llamaba Marset en conversaciones con Miguel Ángel Insfrán, se entregó a las autoridades uruguayas, en un acuerdo no oficial, gestionado por el propio Marset.

Dejá tu comentario

Forma parte de los que luchamos por la libertad de información.

Hacete socio de Caras y Caretas y ayudanos a seguir mostrando lo que nadie te muestra.

HACETE SOCIO