Hacete socio para acceder a este contenido

Para continuar, hacete socio de Caras y Caretas. Si ya formas parte de la comunidad, inicia sesión.

ASOCIARME
Cultura | Paulina Luisi | mujeres | feminista

Efemérides

Paulina Luisi: primera médica, "ardorosa feminista"

Primera médica de Uruguay, delegada del gobierno uruguayo en el extranjero: activista feminista: Paulina Luisi nació el 22 de septiembre de 1875.

Suscribite

Caras y Caretas Diario

En tu email todos los días

A principios del siglo XX Paulina Luisi hablaba de sufragio femenino, de educación sexual y de trata de personas. Temas hoy naturales, discutidos abiertamente; sin embargo, su actitud fue transgresora en su época. Paulina Luisi, la primera mujer en cursar Medicina a nivel universitario y también la primera doctora. Nació en 1875, ocaso del siglo XIX, y vivió hasta 1950.

Paulina Luisi nació en Entre Ríos, Argentina, pero pasó gran parte de su vida en Paysandú. Su familia la incentivó a estudiar, a contracorriente de las costumbres de la época. Se mudaron con ella a Montevideo, donde se recibió de maestra y luego estudió Medicina. Atendía en su consultorio, daba clases, escribía y viajaba por el mundo difundiendo la educación sexual, la reproducción elegida y responsable, la libertad de las mujeres; se pronunció a favor del aborto en 1916. Todo mientras militaba por los derechos civiles que en esa época les eran negados. Es una de las sufragistas pioneras del país, y recién a sus 57 años vio cómo se aprobaba el voto femenino, que se concretó seis años después.

Quiere el feminismo demostrar que la mujer es algo más que materia creada para servir al hombre y obedecerle como el esclavo a su amo Quiere el feminismo demostrar que la mujer es algo más que materia creada para servir al hombre y obedecerle como el esclavo a su amo

Según información recogida por la Biblioteca Nacional de Uruguay Paulina Luisi integró la Asociación de Mujeres Universitarias Argentinas en 1908. Al año siguiente conformó y presidió la sección uruguaya de la Federación Femenina Panamericana. Fue fundadora del Consejo Nacional de Mujeres del Uruguay (CONAMU) en 1916 y de la Alianza Uruguaya de Mujeres en 1919. Fue directora de Acción Femenina, publicación de prensa de la Alianza Uruguaya de Mujeres, que comenzó a salir en 1917 en Montevideo y se editó hasta 1925.

En 1925 Paulina Luisi fue homenajeada en la Sala Verdi de Montevideo, luego de viajar como representante del gobierno a diversas actividades en el exterior. En un medio de la época la nota sobre el evento se tituló "Homenaje para ardorosa feminista". Allí recogieron dichos de la médica, educadora y militante:

Cuando oímos a los hombres encargados por el pueblo de reformar la carta magna de la Nación clamar con inconsciente suficiencia que la misión de la mujer es la guardia del hogar y la procreación de los hijos, pensábamos en los miles de mujeres que, a la par del hombre pero con menos salario que él, trabajan de sol a sol, en las fábricas y en los talleres (...) en otros más miserables aún que, al precio de un salario de hambre, cosen 14 y 16 horas para los registros (...) y nos preguntábamos qué salvaje ironía o qué obtusa inconciencia inspiran las palabra de aquellos constituyentes que no tienen reparo en negar a la mujer el derecho a la vida ciudadana, en nombre del más sagrado de todos los deberes, pero que, a estas esclavas del hambre, siquiera en nombre de la maternidad humillada, no saben proteger como legisladores, ¡ni muchas veces saben respetar como hombres! Cuando oímos a los hombres encargados por el pueblo de reformar la carta magna de la Nación clamar con inconsciente suficiencia que la misión de la mujer es la guardia del hogar y la procreación de los hijos, pensábamos en los miles de mujeres que, a la par del hombre pero con menos salario que él, trabajan de sol a sol, en las fábricas y en los talleres (...) en otros más miserables aún que, al precio de un salario de hambre, cosen 14 y 16 horas para los registros (...) y nos preguntábamos qué salvaje ironía o qué obtusa inconciencia inspiran las palabra de aquellos constituyentes que no tienen reparo en negar a la mujer el derecho a la vida ciudadana, en nombre del más sagrado de todos los deberes, pero que, a estas esclavas del hambre, siquiera en nombre de la maternidad humillada, no saben proteger como legisladores, ¡ni muchas veces saben respetar como hombres!

Dejá tu comentario

Forma parte de los que luchamos por la libertad de información.

Hacete socio de Caras y Caretas y ayudanos a seguir mostrando lo que nadie te muestra.

HACETE SOCIO