Hacete socio para acceder a este contenido

Para continuar, hacete socio de Caras y Caretas. Si ya formas parte de la comunidad, inicia sesión.

ASOCIARME
Sociedad estafas | Facebook | investigación

Una red opera desde el exterior

Estafas en Facebook: condenaron a joven de 22 de años pero la situación es peor

La joven de 22 años actuó como intermediaria en al menos 14 estafas en Facebook pero solo es parte de una red más grande que opera fuera de Uruguay.

Suscribite

Caras y Caretas Diario

En tu email todos los días

El pasado lunes, una mujer de 22 años fue condenada mediante un acuerdo abreviado por su participación como intermediaria en al menos 14 estafas a través de Facebook. A pesar de que su caso ya se cerró, la investigación sigue en curso con el objetivo de identificar y capturar a los autores intelectuales de las maniobras fraudulentas, quienes se sospecha operan desde el exterior.

Luego de varios meses desde la formalización del caso, este lunes se llevó a cabo una audiencia que concluyó con el proceso judicial de la joven. La condenada admitió su responsabilidad y fue sentenciada a 14 meses de prisión, los cuales podrá cumplir bajo el régimen de libertad a prueba. Fuentes del caso indicaron que el hecho de que la joven fuera primaria absoluta, es decir, sin antecedentes penales, y su colaboración con la investigación fueron factores decisivos para evitar su encarcelamiento.

La Fiscalía de Canelones de 2° Turno, liderada por Luján Gómez, sostiene la hipótesis de que los cerebros detrás de las estafas no operan desde Uruguay. Por esta razón, se ha iniciado una nueva fase de la investigación para ubicar a estos individuos. Según los informantes, la joven no era la cabecilla de las operaciones, sino que actuaba únicamente como intermediaria.

Modus operandi

Las estafas se realizaban principalmente a través de redes sociales. Todo comenzó cuando la joven condenada respondió a un anuncio en Facebook que buscaba personas interesadas en trabajar. Tras varias conversaciones por WhatsApp con su contacto, quien tenía un número de teléfono extranjero, aceptó recibir giros de dinero a su nombre y luego transferirlos a una cuenta bancaria en el exterior.

La condenada inicialmente declaró no saber que el dinero que recibía provenía de estafas, aunque eventualmente asumió su responsabilidad. Los estafadores ofrecían productos como electrodomésticos y consolas de videojuegos en Facebook Marketplace, pero los compradores nunca recibían los artículos por los que pagaban. La joven recibía el dinero de estas compras y luego lo transfería a una cuenta en el extranjero.

Según información recopilada por el diario El País, la primera estafa en la que participó la mujer ocurrió en septiembre de 2023. Fue detenida gracias a la información proporcionada por familiares suyos que también estaban involucrados en actividades similares. Los investigadores expresan preocupación por la proliferación de anuncios similares que podrían atraer a personas en situación de vulnerabilidad económica.

Estafas de préstamos falsos

Además de los productos engañosos, los estafadores ofrecían "préstamos a sola firma" en Facebook. La fiscal Luján Gómez destacó la creciente "profesionalización" de estos delincuentes, quienes utilizan métodos cada vez más sofisticados y creíbles. En algunos casos, enviaban imágenes de contratos aparentemente reales por WhatsApp para persuadir a las víctimas de adelantar dinero como pago a escribanos. Algunas personas llegaron a depositar hasta $50.000 creyendo que recibirían un préstamo de $200.000.

La investigación continúa con la esperanza de desmantelar por completo esta red de estafadores y evitar que más personas caigan en sus engaños.

Dejá tu comentario

Forma parte de los que luchamos por la libertad de información.

Hacete socio de Caras y Caretas y ayudanos a seguir mostrando lo que nadie te muestra.

HACETE SOCIO